Nuestras Actividades

  • portadajornadasturismo17.jpg
  • portadaletragalegas17.jpg
  • portadalisboa2017.jpg
  • portadamonitornatacion.jpg
  • portadapresentacionmovilidades17.jpg
  • portadarafting2017.jpg
  • portadavisitatecnopoli.jpg

Emprendimiento - Viveros

mod-vivero

Visitas

8297717
Hoy
Ayer
Esta Semana
Totales
400
480
1430
8297717

Su IP: 54.226.179.247
Server Time: 2018-01-24 12:04:08

Actividades de Biblioteca

Síguenos en ...

Noelia Cacheiro en nuestras jornadas de emprendimiento

La baloncestista, traductora, investigadora y, desde hace unos días profesora de universidad en el Reino Unido, Noelia Cacheiro, afirmó en A Farixa que el éxito personal y profesional hay que perseguirlo y su receta para lograrlo es “la constancia, el rigor, fijarse metas y tratar de cumplirlas cada día”. Añadió que los objetivos de cumplimiento sistemático deben ser aplicados a las metas más altas, pero también a lo banal y cotidiano, incluidas las tareas domésticas.

Habló en el CIFP A Farixa dentro de unas jornadas concebidas para estimular la cultura del emprendimiento entre los alumnos de segundo curso y en las que el pasado martes participó el guitarrista y productor musical Daniel Minimalia. En los dos casos el salón de actos del centro se encontraba totalmente lleno y con gran expectación  por parte de los presentes, que premiaron con generosos aplausos ambas intervenciones.

Señaló Cacheiro que las personas, sobre todo las jóvenes, tienden a “dejarse ir” hacia lo más fácil, “porque que haga frío o llueva fuera pueden ser argumentos perfectos para no moverse”, actitud ante la que, apuntó, hay que reaccionar como un resorte. Ilustró su charla con ejemplos personales, como apuntar en el cristal de la ventana de su casa los objetivos inmediatos, que luego va borrando aa medida que los cumple, y si alguno no lo resuelve, “cada vez que me acerco a la ventana a mirar hacia la calle lo que tengo pendiente, me siendo en la obligación de hacerlo”. Añadió la importancia de las buenas compañías, diciendo que “es importante rodearse de gente que sabe más que una, porque de ellas se aprende”.

Situó el inconformismo como uno de sus motores vitales. Por eso  “a los 17 años me fui de Ourense y de casa para jugar al baloncesto fuera para experimentar otras sensaciones y vivir experiencias nuevas”. Dejó las Carmelitas para marchar a Vigo; se enroló en el Celta y se matriculó en Traducción e Interpretación. En ese momento, desde su entorno le insistían que sería imposible compatibilizar la carrera con el deporte de alto nivel. “No sabían de lo que es capaz Noelia cuando le dicen que eso no se puede hacer; pues lo hice”.

Luego se fue a Inglaterra a jugar a baloncesto “sin tener ni idea de inglés ni entender nada de lo que me decían”. Ahí aplicó la máxima de que “no sé lo que dicen, pero las reglas son las reglas y el baloncesto igual en todas partes”. Así debutó al día siguiente de incorporarse al equipo y debió hacerlo bien porque se consolidó. De ahí saltó a Estados Unidos, donde además de jugar se metió a hacer traducción; regresó a Vigo para rematar los estudios pendientes de teleco y, luego, nueva partida, esta vez rumbo a Holanda, escala previa –sin saberlo- hacia  Inglaterra, donde sigue jugando al más alto nivel. En medio de la vorágine todavía sacó tiempo para escribir un libro –“¿Excusas?”- al que la abocaron los reveses, que los tuvo. “Incluso de lo peor, procuro sacar las cosas más positivas”, así que el libro funcionó a modo de terapia para neutralizar los demonios que la acosaban amenazando su exitosa carrera.

Para entonces sabía Noelia Cacheiro que fracaso y éxito van parejos en la vida, separados por una fina línea. Que el futuro es conveniente buscarlo por camino virgen en vez de senderos trillados, porque en el primero “irás haciendo tu propio recorrido y por el segundo, cuando llegues, te encontrarás a quienes lo hicieron primero”. A estas alturas, con dos carreras, un doctorado, un libro publicado y otro en camino y en el mejor momento de su carrera deportiva, es dueña de su futuro.

Galería de imágenes